Ya iniciaron las detenciones de refugiados en aeropuertos de Estados Unidos


No ha pasado ni una quincena de su llegada a la Presidencia de los Estados Unidos, y Donald J. Trump ya ha empezado a hacer un calvario de la vida de varios inmigrantes.

El día de hoy, The New York Times ha reportado que las detenciones en los aeropuertos de la nación norteamericana hacia inmigrantes y turistas que provengan del medio oriente, ya han comenzado.

Entrando en vigor este viernes 27 de enero, la orden ejecutiva del Presidente Trump, establece que las fronteras les serán cerradas a aquellas personas que provengan de países como Irak, Siria, Iran, Sudan, Libia, Somalia y Yemen; naciones que han sido catalogadas como fuentes principales de terroristas.

Esto, ha sido terrible para varios inmigrantes documentados, pues al llegar a Estados Unidos, fueron recibidos con una detención.

detenciones

Este es el caso de Hameed Khalid Darweesh, quien ha trabajado en numerosas ocasiones con el gobierno estadounidense durante la última década. Igualmente, Haider Sameer Abdulkhaleq Alshawi, quien venía a unirse con su esposa, quien trabaja para una constructora estadounidense, fue detenido al poner un pie en el aeropuerto.

Ambos hombres se encontraban viajando al mismo tiempo que Trump firmaba su orden ejecutiva, misma que puede prohibir la entrada por 90 días a personas que provengan de casi cualquier nación de medio oriente.

Y estos, son solo dos de los muchos casos de detención que se han llevado a cabo desde que se firmó esta orden ejecutiva. Varios de estos casos han sido reportados por asociaciones como La Unión Americana de Libertades Civiles, El Proyecto de Asistencia Internacional de Refugiados del Centro Urbano de Justicia, El Centro Nacional de Inmigración Legal, la Escuela de Derecho de la Universidad Yale y Kilpatrick Townsend & Stockton.

Sin embargo, los abogados de muchos de los afectados, han denunciado que hasta el momento no se les ha dejado entrar en contacto con sus clientes, y al pedir una respuesta por parte de las autoridades de los aeropuertos, estos les responden casi en forma de burla; que cualquier asunto pueden ir y arreglarlo con el “Sr. Trump”.

“Nunca hemos tenido problemas para que alguno de nuestros clientes entre al país. Ver gente siendo detenida de manera indefinida en el país que supuestamente les abría las puertas es sorprendente.

Estas son personas que cuentan con visas válidas y peticiones legítimas de refugio que ya han sido determinadas por el Departamento de Estado y el de Seguridad Nacional para ser aprobadas y permitirles la entrada a los Estados Unidos, y ahora están siendo detenidos de manera ilegal.”

Incluso, el director iraní Asghar Frahadi, quien ha sido nominado al Oscar por mejor película extranjera, no podrá asistir a la ceremonia por el veto de 90 días que la orden ejecutiva de Trump impone.

Claro, se puede decir que sobre advertencia, no hay engaño; ya que una de sus tantas promesas de campaña fue el de reforzar las políticas de migración, estableciendo “medidas de precaución” para evitar la entrada de grupos terroristas a los Estados Unidos. Por supuesto, esto terminó rayando en el fascismo.

Entre los mayores afectados, se encuentran los miles de refugiados provenientes del medio oriente, ya que el Programa de Admisiones para Refugiados en los Estados Unidos ha sido suspendido por los próximos 120 días.

Aunque, Trump declaró que aquellos refugiados que pertenezcan a otras religiones como el Cristianismo, se les dará prioridad en la revisión de su caso. Ya saben, esto es 1939.

Pero lo que tal vez sea la cereza sobre el pastel, es la situación de personas que ya cuentan con su residencia en los Estados Unidos y que al haber salido de viaje a visitar a sus familias, ya no podrán entrar al país, sin importar que legalmente ya sean ciudadanos.

Ni la “Green Card” los ayudará

No sabemos cómo acabará todo esto, ya que es obvio que se están pisando los derechos humanos de miles de personas que ya formaban parte de la sociedad estadounidense. Ni dos semanas lleva en el puesto y las cosas ya se están saliendo de control.

Y por si esto no fuera suficiente, han empezado a llegar los rumores de que para renovar la Visa en México, se deberá de esperar hasta seis meses:

¡Qué dios nos agarre a todos confesados!



http://www.sopitas.com/715935-donald-trump-detencion-aeropuertos-inmigracion/