Dennos dos: esta pequeña casa tiene un costo de 250 millones de dólares


Con la situación política y económica actual, las cosas empezarán a ponerse aún más pesadas. Sobre todo en lo que materia de inmuebles se trata, por lo cual es muy importante empezar a hacer un cochinito para que en un futuro, al menos tengamos un lugar en donde caer muertos.

Pero para aquellos que ya tengan un ahorrito guardado por ahí y que por alguna razón, decidan mudarse a los Estados Unidos, tal vez les interese esta pequeña choza:

Mansión

¿Y cuanto cuesta esta residencia? Bueno, tomen asiento y respiren profundo: 250 millones de dólares

Ubicada en Los Ángeles, California, el hogar de Bruce Makowsky, o mejor dicho, la casa que quiere vender; es una de las propiedades más caras de la nación norteamericana:

“Yo quise construir la casa más espectacular de los Estados Unidos. Yo quise tener cosas espectaculares en cada parte de la casa, en un solo lugar. Esta casa es la Octava Maravilla del Mundo.”

¿La Octava Maravilla del Mundo? Maravilla, sería que alguien decidiera pagar semejante cantidad de dinero. Aunque, viendo todos sus accesorios, el precio ya no suena tan descabellado.

Con un área de 11582 metros cuadrados, esta propiedad ubicada en las colinas de Bel Air (ahí donde vivía el Príncipe del Rap), esta chozita cuenta con 12 recámaras, 21 baños, cinco bares, un estudio de masaje; una flota de carros de lujos y motocicletas, una piscina de 25 metros; una pantalla de cine hidráulica, un cine, una bolera, 130 piezas de arte y porque siempre es necesario, el helicóptero de la serie de los 80 Airwolf.

Mansión

Pero esto no acaba aquí, ya que también cuneta con 56 pantallas, un elevador con acabado de piel de cocodrilo (con eso ni quien se la quiera comprar), dos cavas de vino, un cuarto lleno de tubos de dulce al mero estilo de Willy Wonka y muchas otras chucherías más.

Obviamente, los interesados en este hogar han de ser muy limitados, aunque Makowsky admite que el solo tiene interés de construir hogares para los multimillonarios del mundo; por lo cual, no tiene la más mínima preocupación de que su inversión se pierda:

“Yo no me encuentro preocupado, porque hay mucha gente rica en el mundo. Probablemente hay 100 nuevos multimillonarios cada año.”

La razón detrás de este pensamiento, provino de cuando Makowsky noto que los ultramegamillonarios, gastaban asquerosas cantidades de dinero en yates y botes, pero sus hogares eran de un precio mucho menor.

“La opulencia sin sustancia no tiene significado. Y el lujo no es sinónimo de confort inimaginable. En efecto, el lujo es un arte –el arte de vivir bien… el verdadero lujo es rebelde, por encima del estatus quo– es elevada, es vida amplificada por ensueño, es belleza sin ataduras.”

En fin, las palabras así como la oferta de Makowsky han sido sumamente criticadas, ya que estas megamansiones, hacen un contraste inmenso con la pobreza que se vive en los Estados Unidos y en el mundo en estos momentos. Además, que deja muy claro la repartición impar de la riqueza.

Pero bueno, nosotros nos conformamos con una cama a la cual llegar todos los días.



http://www.sopitas.com/714607-mansion-250-millones-dolares-opulencia-megaricos/