De película: Este total demente asesinó cientos de nazis usando arco, flechas, espada y una gaita


Le llamaban “el loco” Jack.

Hasta los primeros detalles de su vida son extravagantes. El hombre que se volvería leyenda durante la Segunda Guerra Mundial nació en Ceylan, Sri Lanka, y fue bautizado como John Malcolm Thorpe Fleming Churchill. Su padre y abuelo había servido a la milicia de Ceylan y en 1910, tras el nacimiento de su hermano, se mudaron a Hong Kong.

A pesar de sus movimientos, la familia trató de conservar sus costumbres británicas, lo que únicamente logró que el joven Jack se creara una idea realmente rara sobre su identidad. Aprendió a tocar la gaita y a usar el arco y la flecha. Trabajó como modelo en su juventud y usó sus talentos en la película de 1924 El Ladrón de Bagdad. Incluso representó a Gran Bretaña en el Campeonato Mundial de Arquería en Oslo en 1939.

Cuando supo que la guerra comenzaría, no pudo aguantarse. Era como si toda su vida lo hubiera preparado para esto.


Wikicommons

En L’Épinette, Francia, John Malcolm Thorpe Fleming Churchill alzó su arco y dio la señal para que su regimiento atacara clavando una flecha en el sargento enemigo, convirtiéndose en el único soldado británico en matar a un enemigo con arco y flecha durante la guerra.

Cuenta la leyenda que antes disparar le dijo a sus compañeros, “mira, le voy a dar a ese alemán” y lo hizo.

Así nacía “el loco” Jack, que probablemente procedió a sacar su gaita y bailar una pieza folklórica.

Si creen que estoy bromeando, les informo que Jack se hizo famoso por decirles a todos que “un caballero no está realmente vestido si no lleva su espada”. Su excentricidad probó ser su mejor arma cuando, el 27 de Diciembre de 1941 interceptaron un barco y Jack se acercó con su gaita, entre la niebla, tocando “The March of the Cameron Men”

Luego lanzó una granada.

Entenderán que cuando ya le vieron sacar una espada, algunos soldados alemanes prefirieron tratar de huir. Fueron atrapados por su regimiento.


Wikicommons

Su racha fue impresionantemente larga (su regimiento capturó a 42 alemanes durante una noche cerrada, con muy pocos hombres), pero en 1944 fue capturado.

¿Dije que se le había acabado la racha? Perdón. Los alemanes primero lo identificaron como “el loco” Jack y lo enviaron a un campo de concentración en Sachsenhausen, Alemania para un doloroso interrogatorio del que no se salvó, sin embargo cuando descubrieron que su apellido era Churchill, pensaron que era pariente del Primer Ministro inglés.

Sus condiciones de vida mejoraron, dentro de lo que puede mejorar para un prisionero, y fueron suficientes para permitirle escapar.

Cuentan que el fin de la guerra vino para él demasiado pronto y maldijo a los estadounidenses por haber intervenido hasta el día de su muerte, que sorpresivamente fue varias décadas después, el 8 de marzo de 1996.

Claro que el resto de su vida no pudo ser apacible: Fue paracaidista, profesor, periodista y echó una mano en la fundación de la Nación de Israel. De hecho estuvo presente para la trágica masacre al convoy médico Hadassah en 1948. Fue uno de los primeros hombres en escena y fue quien supervisó la evacuación de más de 700 pacientes y personal del hospital.

También se volvió (no estoy bromeando) un aficionado surfista e incluso, quizá lo más difícil de creer, eventualmente aceptó un trabajo de oficina para la milicia.

De camino hacia su casa alarmaba a los pasajeros del tren porque tiraba su maleta por ventana todos los viajes, cosa que eventualmente explicó, notoriamente confundido de porqué a la gente le extrañaba tanto:

El tren pasaba por su casa antes de llegar a la estación. Tiraba la maleta para no tener que cargarla de vuelta.


BadassOfTheWeek

Hasta la fecha ningún historiador ha podido concluir si este hombre realmente estaba loco o se trataba de un genio en tiempos de guerra, pero el 2014 fue incluido por el Club de Exploradores Reales de Noruega en su reconocida lista de los Mejores Exploradores y Aventureros de la Historia.

¿Qué te parece?



http://www.upsocl.com/mundo/de-pelicula-este-total-demente-asesino-cientos-de-nazis-usando-arco-flechas-espada-y-una-gaita/