Abrieron la llave del agua y vieron cómo todo tomaba un terrible tono rosa. Temieron lo peor


El alcalde tuvo que salir a dar explicaciones.

Parecía ser un día como cualquier otro para los residentes de Onoway en Canadá, pero pronto descubrieron que algo andaba muy mal cuando abrieron los grifos del agua de sus hogares y descubrieron que esta salía de un extraño color rosa. Asustados, los habitantes temieron lo peor, pero según lo que reporta el medio británico Mirror todo se debía a la presencia de permanganato potásico en el agua, un químico que generalmente es usado para eliminar el hierro y el ácido sulfhídrico del agua. Todo este proceso se realiza para que el agua se apta para el consumo humano.


Susan Amerongen / Twitter

Sin embargo, este proceso se realiza en etapas previas y jamás se pone este químico de forma directa. Se cree que una válvula descompuesta podría haber generado que este componente pasara de forma directa a las reservas de agua de la ciudad.

Según expertos, el permanganato potásico puede causar irritación de la piel, pero en este caso no se reportaron lesiones.


Vicki Van Zanten Heale / Facebook

El alcalde, Dale Krasnow, se vio obligado a dar las explicaciones pertinentes, pero aseguró que la población jamás había estado en riesgo:

“Claro que podríamos haber hecho un mejor trabajo al comunicar de mejor manera lo que sucedía a la comunidad, nos disculpamos por eso. Es una situación de la que podemos aprender y de la cual podemos desarrollar estrategias para responder de mejor manera en caso de que nos pase algo similar en el futuro”.

Por lo menos fue sólo un susto, pero el alcalde definitivamente debe revisar sus protocolos de comunicación.



http://www.upsocl.com/mundo/abrieron-la-llave-del-agua-y-vieron-como-todo-tomaba-un-terrible-tono-rosa-temieron-lo-peor/